Blog poesía La luz de tu Faro

En memoria de Sara Álvarez, con Amor, devoción y ternura infinitas. Absorbí tu esencia, y ahora vives en mi poesía. Te devuelvo la vida con mis versos.

jueves, 10 de septiembre de 2009

Sólo existe la palabra


El pensamiento es abstracto, no tiene cuerpo ni forma –es maleable, y adopta la forma que tú quieras darle–, y por eso también es efímero, como la fragancia de una rosa recién cortada. Si no aspiras pronto su perfume, se evapora, y ya no vuelves a embriagarte con su aroma.

Sólo existe la palabra, que es la cárcel del pensamiento; y del corazón, la mordaza.

Cuántos poemas se habrán perdido en los anaqueles resbaladizos de mi memoria, tantos como tiempo te faltó para escribirlos sobre mi piel con tu terca lengua de certidumbre.

© Óscar Bartolomé Poy. Todos los derechos reservados.

2 comentarios:

Isabel
10 de septiembre de 2009, 16:44

Esta forma tuya de mantener " su aroma, su voz, su poesía" en tu poesía, nunca antes la había visto, sí he visto poemas dedicados, o encabezamientos, o frases enteras dentro de un poema, de la otra persona, en negrita o cursiva y matizando que lo era, pero tú te sumerges entre sus letras, adoptas desde ella el sentimiento y adaptas a tu poética la suya con una fusión enternecedora.

Te sigo, estimado amigo, un abrazo.

Marisol
21 de septiembre de 2009, 5:54

Me gusta como vas guiando el poema, con las metáforas que tan bien se te dan. La fragancia de la rosa recién cortada, que se evapora, es un detalle que se disfruta.
La fusión de sus poesías, en la estrofa final, es muy pura.
Mi admiración, siempre.

Publicar un comentario